Es oficial: la música cura

La asociación Música en Vena demuestra, desde el punto de vista clínico, el impacto positivo de la música en directo en determinado tipo de pacientes.

El proyecto cuenta con la colaboración científica del Hospital 12 de Octubre de Madrid y la participación de la Fundación SGAE.

En él han trabajado artistas como Jordi Savall, Leo Nucci, Rozalen, Sandra Carrasco o Rosario Flores.

“Hoy nos atrevemos a decir que la música cura”. Juan Alberto García de Cubas, director del proyecto Músicos Internos Residentes, dejó clara la magnitud del asunto que él y su equipo se traen entre manos: “Queremos humanizar la sanidad a través de la música”. Desde hace cinco años, la asociación Música en Vena ha llevado a cabo más de 1.600 conciertos en diversos hospitales de Madrid de los que se han beneficiado hasta 32.000 personas. El objetivo: mejorar las estancias hospitalarias de pacientes, familiares y personal sanitario.

“Cuando un bebé neonato se agarra al pecho de una madre para comer gracias a una nana flamenca, comprendes todo”, apunta el director. Es esa vocación de contribución a la mejora de la sociedad a través de la música la que ha derivado en un proyecto con tres componentes inherentes a este plan de acción social: empleo, sanidad e investigación.

Desde la asociación se pretende demostrar cómo desde un punto de vista clínico, el impacto de la música puede tener efectos positivos en el plano fisiológico y biológico. Lo importante de este proyecto es que todos ganan: desde el crecimiento musical que experimenta el artista, hasta el paciente que tiene un concierto a los pies de su cama de forma personalizada. En el proyecto han trabajado artistas como Jordi Savall, Leo Nucci, Rozalen, Sandra Carrasco o Rosario Flores.

García de Cubas ha sostenido que tenemos la generación de músicos mejor preparada de la historia y que ahora cuenta con un nuevo terreno para ejercer el oficio, recordando así que el proyecto MIR permitirá dar trabajo a más de 100 jóvenes en situación de desempleo. Por su parte, Carmen Martínez de Pancorbo, gerente del Hospital 12 de Octubre, ha admitido el alto nivel de tranquilidad de los pacientes y sus familiares gracias a estos artistas que ocupan las salas del edificio.

En el acto de presentación de Músicos Internos Residentes, celebrado este jueves en el edificio de la SGAE de Madrid, ha intervenido Yerko Ivanovic, especialista en Medicina Física y Rehabilitación; que también es pianista, compositor y residente de Neurología. “La música puede cambiar el cerebro, ya que riega todas las estructuras del sistema nervioso. Cada uno de nosotros lo experimenta de manera diferente: a algunos nos dan escalofríos al escuchar ciertas melodías. Esto viene relacionado con el miedo a la modulación de una sinfonía determinada”, ha añadido Ivanovic. “La música también ayuda a dormir y mejorar el dolor de una enfermedad terminal”.

La música en directo a modo de terapia ha sido el objeto de estudio de diferentes campos médicos. Las cuestiones que todavía tienen que resolver los investigadores son relativas a la protocolización: qué tipo de música utilizar, cuándo y cómo. Bob Marley dijo una vez que cuando la música te alcanza, ya no sientes dolor. Quizás, y después de todo, tenía razón. La música cura.

Fuente

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s